Puerta 57 se encuentra en el emblemático templo del Real Madrid, el Estadio Santiago Bernabéu, en el acceso que da nombre al restaurante, en la Calle de Padre Damián. Desde 2004 está anclado a un campo de fútbol lleno de historia, siendo un reflejo de la comida tradicional de Grupo La Máquina, donde destacan los arroces y mariscos.

Diferentes espacios conforman su interior: una terraza techada a la entrada, la gran barra Cibeles acreditada como la mejor barra de Madrid, el Salón Madrid con amplia cristalera al campo, y un privado también con vistas; además bajo unas majestuosas escaleras, el Salón Real, recientemente reformado y que cuenta con una bodega vista y un privado muy acogedor.

La gran barra Cibeles, rodeada de mesas altas y taburetes para un picoteo, es protagonista de los pinchos y raciones, estrellas de la gastronomía española. Platos típicos en Puerta 57, son los callos a la asturiana, el cocido, mariscos o arroces, así como la ensaladilla rusa. Sin olvidar las croquetas de jamón ibérico, los salmonetitos de Motril, los pescados del día de las lonjas españolas, o productos de temporada de máxima calidad.

Los amantes del buen vino podrán disfrutar de una selecta bodega, que bien pueden maridar en la zona de picoteo, o en los diferentes salones para una comida más tranquila. En la parte de los postres, el restaurante ofrece una línea clásica como la leche frita, el tocinillo de cielo o el arroz con leche. Una cocina que sigue fiel durante años y que se adapta a los nuevos tiempos gastronómicos.

El día que yo fui con un gran amigo mío y su padre, pedimos todo para picar y así probar más platos. Lo primero que nos trajeron fue una ensalada de tomate con una ventresca de atún de almadraba que era absolutamente soberbia. El tomate feo de navarra con un tamaño y sabor excelente y la ventresca que estaba exquisita. A continuación llegaron las coquinas a la plancha con oliva virgen que además de estar fabulosas, no tenían ni pizca de arena y eso es por un motivo muy concreto: todas las mañanas cuando las coquinas llegan al restaurante, lo primero que se hace es meterlas en una piscina con agua para que además de lavarse, expulsan la arena que puedan tener. ¡Ese es el secreto!. Luego, Lledó la tortilla de patata que era maravillosa ya que las patatas estaban fritas con tanto mimo que se deshacían al partirlas y otro matiz sobresaliente es que la tortilla estaba poco cuajada. Simplemente ¡impresionante! Después nos sirvieron un magnífico plato de pulpo con cachelos, muy blandito y con un toque de pimentón muy agradable, lo que unido a una buena patata de Galicia,pequeñitas pero llenas de sabor, hicieran que el pulpo fuera un plato sobresaliente. Y, por último, llegaron los reyes, los huevos fritos con patatas y chanquetes recién cogidos. Los chanquetitos eran bocata di cardinale, ¡que delicia!. Los huevos fritos con su buena puntillita y las patatas fritas, ¡como a mí me gustan!, poco frititas y gorditas. ¡Impresionante!

De postre, después de mucho dudar porque todo tenía una pinta de ¡cómeme!, elegimos la tarta de Santiago, el helado de chocolate y vainilla y el supremo arroz con leche.

El arroz con leche era espectacular, parecía crema de arroz con leche y caramelo de lo bien hecho que estaba. ¡Menuda delicia!. La tarta de Santiago era magnífica ya que se notaba que las almendras estaban recién cogidas y el helado de chocolate y vainilla venía en una tulipa con una forma muy original.

Además, en Puerta 57 podrás organizar cualquier evento que tú quieras, ya sea de empresa, familiar o con amigos, gracias al excelente servicio y profesionalidad de todos los empleados que aquí trabajan.

Todo esto unido a una camarera muy simpática, extraordinariamente agradable y, sobre todo, ¡guapísima! hicieron que la comida fuese inolvidable. Otro detalle que para mí es fundamental es que no había nada de ruido ya que la insonorización era muy buena y como era pronto, no había mucha gente.

En definitiva, para todos los madridistas que queráis ver los partidos del Real Madrid en primera línea donde poder disfrutar de las victorias merengues sentados a una buena mesa llena de maravillosos mandjares de nuestra tierra, ¡a Puerta 57 teneis que ir!

Muy importante para tener en cuenta: abierto el 1 de enero.

 

Calle Padre Damián s/n Puerta 57 del Estadio Santiago Bernabéu 28036 Madrid

Teléfono: 91 457 33 61

Email: puerta57@grupolamaquina.es

Aparcamiento: aparcacoches

Terraza: sí

Tarjetas: sí

Comida para llevar: no

Horario: de 12:00 hasta las 24:00

Precio medio: 35 – 50€/persona